Konjac: ¿qué es? – Glucomanano de konjac

Planta de konjac glucomanano

El konjac (Amorphophallus konjac) es una planta de la cual se obtiene un tubérculo con múltiples propiedades. Su nombre vulgar es konjac, konjaku o flor cadáver. En inglés se le llama voodoo lily, elephant yam, devil’s tongue, leopard palm, umbrella arum o snake arum. En japonés se llama konnyaku, en coreano gonyak y en chino jǔ ruò.

De la raíz de konjac se obtiene un bulbo o tubérculo del que se obtienen diversos productos tanto indicados para la alimentación como para la cosmética.

  • Como alimento, contiene mucha fibra, tan solo 7 kcal por cada 200 gramos, y es efectivo para bajar de peso [1]. Se usa en la cocina en la realización de múltiples recetas y productos alimentarios por su propiedades como hidrocoloide (tiene la capacidad de formar geles como la goma xantana o el agar agar).

  • Como producto cosmético: se comercializa la raíz o el bulbo del konjac como esponja, que ayuda a estimular la circulación sanguínea y fomenta la regeneración natural de las células tu piel sin dañarla. Es 100% natural y biodegradable.

¿Para qué sirve el konjac?

Que es el konjac
El konjac es una planta perenne nativa de Asia, concretamente China, Japón e Indonesia. Puede llegar a medir entre 50 o 60 centímetros de diámetro y hasta 1,50 o 1,80 de altura. Tiene hojas verdes y florece una vez al año. El tronco en realidad es un tallo de color verde mate con manchas.

Esta planta bulbosa da una flor morada o bráctea y una espádice o espiga floral de dónde le salen flores pequeñas. Crece unos diez centímetros por día y tiene un fuerte olor a materia orgánica en descomponiéndose como reclamo para que los polinizadores le aseguren descendencia. Es por eso que a esta flor que dura 3 días se la llama flor cadáver, porque huele a descomposición pudiendo llegar a ser percibida a kilómetros.

La raiz de konjac tiene unos tubérculos a los que se les llama ñame, que nada tienen que ver con los del género Dioscorea, de los que se saca la harina de konjac y por lo tanto la fibra de konjac. Con esta harina se pueden hacer noodles, tallarines, arroz, mermeladas, gelatinas o salsas. Este tubérculo contiene glucomanano de konjac, un polisacárido con multiples propiedades para saciar el apetito además de ser un espesante.

Productos derivados del konjac y sus beneficios

De esta planta se obtienen, como ya hemos mencionado, dos tipos de productos, los alimenticios y los cosméticos. El konjac tiene una capacidad de absorción de agua de hasta 100 veces su volumen, particularidad que la hace única, tanto en el campo dietético como en el cosmético.

  • En el campo dietético, su contenido de fibra unido a su prácticamente nulo aporte energético, lo hacen un alimento ideal para dietas de adelgazamiento. Para adelgazar es necesario lograr un déficit energético: el konjac nos ayuda a ingerir menos calorías saciándonos sin aportar prácticamente calorías. Puede combinarse con estimulantes naturales como el guaraná o el té negro para ayudar a aumentar la sensación de energía y el gasto energético diario. Es también adecuado para veganos, celíacos, alérgicos alimentarios y para todo aquél que quiere cuidar su dieta de forma equilibrada y llevar una vida saludable.

  • Por otro lado, en su uso cosmético es ideal para las personas con alergias cutáneas o piel sensible pues no contiene químicos ni colorantes, es 100% natural y biodegradable.

 

Saber mas